Neurociencia y psicología social en el área organizacional

Neurociencia y psicología social en el área organizacional

El Foro Económico Mundial acaba de publicar la lista de las 10 competencias que serán más requeridas en el ámbito laboral dentro de tan solo tres años: resolución de problemas complejos, pensamiento crítico, creatividad, manejo de personas, coordinación con los demás, inteligencia emocional, capacidad para la toma de decisiones, orientación de servicio, negociación y flexibilidad cognitiva.

Para desarrollar estas habilidades, resulta esencial comprender cómo funcionan nuestro cerebro y nuestra mente, qué errores de percepción cometemos y cómo nos vinculamos. Comprender las bases neuronales de los procesos cognitivos, emotivos y de interacción social permite desarrollar dinámicas más eficientes que perfeccionen los procesos de toma de decisiones, motivación y creatividad.

Nuestro cerebro es el dispositivo más complejo del universo conocido. Hasta hace no mucho tiempo se creía que nuestra capacidad cognitiva crecía hasta cierta edad y luego se estancaba. Ahora sabemos que nuestro cerebro es maleable y que siempre está dispuesto a desarrollar nuevas habilidades. Se modifica en respuesta a nuevas experiencias, aprendizajes y cambios de ambiente, crea nuevas vías neurales y reorganiza las ya existentes.
En 1997 se realizó en Londres un experimento para estudiar la neuroplasticidad. En esa ciudad, los taxistas estudian dos años antes de obtener la licencia de conducir habilitante. Eleanor Maguire y colaboradores realizaron resonancias magnéticas a 16 taxistas y descubrieron que tenían el hipocampo –región del cerebro relacionada con la memoria y la navegación- más grande que el grupo de control.

Los estudios que se están realizando desde la neurología y la psicología social están marcando el rumbo del liderazgo organizacional. Experimentos del MIT, Harvard y Stanford demuestran que los grupos más brillantes son los más empáticos, que los mejores líderes son los resonantes y que los equipos más creativos son los más heterogéneos, porque evitan la conformidad e integran los pensamientos y las emociones.

La neurociencia nos enseña cómo educar nuestro cerebro para potenciar el pensamiento crítico, cómo realizar un brainstorming de la forma más productiva y cómo diseñar las mejores estrategias de motivación. Desde la psicología social, ya en la década del 30 Kurt Lewin define y estudia el clima organizacional y los estilos de liderazgo, mientras René Kaës analiza el sufrimiento institucional y el holandés Geert Hofstede establece la importancia de la cultura organizacional en la productividad de una empresa. La utilización de enfoques como el Management by Wandering Around, dinámicas como el Scrum y herramientas como los mapas mentales están revolucionando las dinámicas empresariales.

Un ejemplo concreto de la aplicación de la neurociencia en el ámbito empresarial es la Técnica Pomodoro para evitar la procrastinación.
Frente a una tarea que no nos gusta realizar, nos dice, se activan las áreas del cerebro asociadas con el dolor o a la incomodidad. Aplazarla provoca una sensación agradable, pero sólo de manera temporal: la incomodidad queda agazapada detrás de nuestra atención consciente. Si logramos superarlo y comenzar a trabajar en eso que no nos gusta, la molestia desaparece a medida que avanzamos en la tarea. Pero ¿cómo llegar a eso?

A principios de los 80, Francesco Cirillo diseña el método Pomodoro, usando un timer con forma de tomate que usaba en la cocina. Determina que hay que establecer períodos de 25 minutos durante los cuales hay que suprimir toda interrupción y concentrarse en la tarea. Terminados los 25 minutos, es necesario hacer un corte y gratificarse. La recompensa puede ser cinco minutos de navegación en la web, una taza de café, chocolate o cualquier cosa que realmente nos guste y que podamos hacer en unos pocos minutos, para cambiar el modo de enfoque. Lo que despierta nuestro interés sube el nivel de dopamina, y por lo tanto la motivación. Luego de unos días, nuestro cerebro comienza a asociar el acto de concentrarse en la tarea con la promesa de la gratificación, y el reflejo recompensa prometida/dopamina se dispara con el mero gesto de sentarnos a trabajar.
Esta técnica, bien practicada, resuelve el problema provocado por la procrastinación, uno de los ladrones de tiempo más importantes. Y solo es un pequeño ejemplo de todo lo que la neurociencia puede aportar.

Autor: Laura Veiga
Docente del Instituto de BIOS Capacitación Empresarial

10 trucos para usar y aprovechar excel al máximo

10 trucos para usar y aprovechar excel al máximo

Compartimos con ustedes el artículo que escribió la docente de Excel Avanzado Margarita Curbelo.

Margarita es Analista Programador egresada de la (Universidad ORT).Durante 6 años se desempeñó como consultora técnica para Microsoft Uruguay en productos como Windows Desktop, Microsoft Office, tecnologías Sharepoint, entre otros. Desde el 2011 a la actualidad desempeña labores en la coordinación de proyectos y en el área de operaciones de la empresa Arkano Software.

Docente del Instituto BIOS desde el año 2005 en los cursos de Excel Avanzado, Operador Windows Internet, PowerPoint Profesional, impartiendo dichos cursos a nivel corporativo.

Descargar

Liderazgo y PNL: Aplicaciones de Programación Neurolingüística al Liderazgo

Liderazgo y PNL: Aplicaciones de Programación Neurolingüística al Liderazgo

El pasado miércoles 17 de febrero tuvo lugar en nuestro instituto el taller “Liderazgo y PNL: Aplicaciones de Programación Neurolingüística al Liderazgo”, a cargo del docente Christian Grinner. Durante las 3 horas en las que se extendió el taller, se abordaron los siguientes temas: definición y descripción de Programación Neurolingüística, técnicas avanzadas de comunicación, percepción, Rapport, escucha activa y Mindfulness, principio de variabilidad requerida, generación de estados internos, PEA – NEA (Positive / Negative Emotion Attractor), y estilos de liderazgo según el contexto.

Como ya es habitual, la pausa del coffee break sirvió como excusa para la interacción entre los asistentes, quienes demostraron su interés en la temática propuesta del taller, el cual se desarrolló a sala llena. Precisamente por motivo de la muy buena convocatoria es que desde el Instituto BIOS de Capacitación Empresarial estaremos reeditando el mismo el próximo miércoles 24 de febrero.